Manuel Alcázar, el director de la escuela del CF  Rayo Majadahonda, ha sido entrevistado por el departamento de comunicación del club para analizar la temporada pasada y para comentar los objetivos y los retos de la próxima campaña.

¿Qué análisis haces de la temporada pasada?

Creemos que hemos hecho un buen trabajo porque han renovado más del 70% de los alumnos y eso quiere decir, que algo habremos hecho bien. Se puede mejorar y mejoraremos, eso seguro, pero cuando a día 1 de junio, solo quedaban el 30% de plazas disponibles, creo que es un éxito.

¿Por qué desde la escuela se les llama alumnos y no futbolistas?

Se les llama alumnos porque es una escuela, en la que trabajas con un material muy sensible que son los niños, que tienen una capacidad de aprendizaje brutal. En mi opinión, se les debe llamar así. ¿Qué es ser un futbolista? Si un futbolista es solo una persona que juega al fútbol, pues entonces no le vamos a llamar futbolista porque aquí además de jugar al fútbol, hacen más cosas. Es verdad que tenemos una parte de futbolista, lógicamente, el desempeño que hacen es como un profesional de hecho, pero no es sólo eso. Les llamo alumnos porque engloba mucho más. Engloba además un aprendizaje que en estas edades es aún más sensible.

¿Cómo afrontas la nueva temporada desde la dirección de la Escuela?

Con muchas ganas, tratando de dar una educación a los chicos en valores como estamos haciendo a día de hoy, intentado involucrarnos todavía aún más en esa enseñanza deportiva y en el proyecto en el que estamos. Tratamos cada año de crecer un poquito más y hacerlo cada vez un poquito mejor. Ese es el objetivo principal que nos marcamos.

Además de ese aprendizaje de fútbol, ¿Qué otros valores se transmiten desde la escuela?

Trabajamos las habilidades sociales con los más pequeños, que es lo que fomentamos desde la base de la pirámide, luego también lo hacemos en otras edades, pero si lo hacemos desde abajo, el árbol sale luego ya un poquito más enderezado. Dentro de las habilidades sociales, fomentamos la autonomía personal, el respeto por el material, por los árbitros, por el compañero y por el rival. Porque si no hay rival y no hay árbitro, no podríamos jugar. Luego hay un montón de cosas que tratamos de fomentar, como la higiene personal, el vivir con la verdad, el enfrentarse a sus miedos. Todo ese tipo de cosas que están ligadas también al fútbol. Al fin y al cabo, el fútbol es una escuela de la vida. Los problemas que te vas a encontrar aquí son los mismos que te vas a encontrar más adelante, solamente que vistos de otra manera o con otro traje.

 ¿Qué novedades habrá en la escuela en diferencia con  la temporada pasada?

Hemos creado un grupo de alumnos de 2013, que tienen 4 añitos. Lo hemos creado porque nos lo demandan los papás y las mamás. Hemos hecho un currículo diferente, más escolar que nunca, en el que haremos una pequeña iniciación al fútbol. Para ello, hemos tenido que crear unas nuevas conferencias, formar a un nuevo profesorado y actualizar la formación de los entrenadores que van a trabajar ahí.

Luego a nivel deportivo, en otras edades, vamos a ampliar un poco el tiempo de entrenamiento de cada equipo, vamos a darle un contenido un poco más profesional si cabe aún, a fomentar todos los equipos, independientemente de que sean federados o no. Vamos a tratar de seguir creciendo y mejorando.

Por otra parte, en la parcela de juveniles, en la cual colaboró directamente, aunque el responsable es Movilla, hemos seleccionado unos técnicos de la casa. Sobre todo, lo que queremos hacer es que no sean “repúblicas independientes”, sino que sean un departamento conjunto y que todos trabajen de la misma manera, igual que la escuela y siempre en semejanza al primer equipo.

¿Cuál es el objetivo de la cantera?

Lo que tratamos es de enseñar a los chicos  lo que es  la competición del fútbol, y a partir de ahí tratar de educarles, para que, si no llegan a ser grandes futbolistas, en un futuro puedan ser grandes maestros, médicos… Es decir, que los valores les vengan intrínsecos porque el club les ha ayudado. Que sea un complemento de la educación que van a recibir en casa.

¿Cuál será la línea de la cantera?

La metodología de enseñanza en todas las categorías es la misma, el reflejo es ver al primer equipo jugar al fútbol. Que jueguen todos los equipos de la misma manera, porque es nuestra forma de entender el juego y a la hora de promocionar chicos de un equipo a otro siempre es más fácil.

¿Cuál es el vínculo de los jugadores del primer equipo con los chicos de la escuela?

La relación que tienen con el primer equipo, desde que está Antonio Iriondo, es muy cercana porque hay muchos entrenadores que son jugadores del primer equipo y porque el mismo Antonio es el director de formación. Antonio conoce a los chicos, la metodología de trabajo, está siempre en los campos e imparte charlas de formación a los entrenadores. Todo hace que el proyecto sea muy común en todos los sentidos. El vínculo es muy cercano y por lo tanto los jugadores del primer equipo son un ejemplo para los más peques.

¿Se seguirá con la formación de los entrenadores?

Sí. Antonio, que es el director de la formación, es el entrenador de entrenadores, por así decirlo. Se dedica a hacer un seguimiento general de todos los equipos y entrenar a los técnicos. Iriondo, dispone de un tiempo semanalmente en el que imparte conocimientos y aspectos que debemos saber. Y es un tiempo muy enriquecedor, porque existe una retroalimentación, y el propio Antonio también se enriquece por parte de nuestros comentarios.

¿Se espera un aumento de equipos de los más peques?

No. No va a haber un aumento de plazas porque no tenemos más espacio físico. Si masificamos la escuela, bajaría la calidad porque no tendríamos tanto espacio para trabajar y eso repercutiría en la enseñanza de los críos. La única solución que veo yo, sería tener un tercer campo. Todos los equipos trabajan en la mitad de terreno de juego en el que juegan, es decir, un equipo de fútbol 7 entrena en la mitad de un campo de fútbol 7, y muy pocas escuelas pueden decir esto. Así los entrenamientos son de más calidad. Sin embargo, es verdad que estás dejando fuera de la escuela a 300 niños. Ahora estamos en 680, y a lo mejor hay 300 en lista de espera.

¿Qué les dirías tanto a los alumnos como a los padres?

A los alumnos les digo que vengan con la mayor ilusión posible de cara al año que viene. Que vengan a aprender,a disfrutar del juego y que nunca pierdan la ilusión por jugar. A los padres les digo que sean cómplices de esto, para que los chicos sean felices y que dejen a un lado todo tipo de comportamientos negativos que se han visto en otras localidades. En definitiva, que vengan a divertirse y a disfrutar.

¿Cómo te sientes ahora al ser hasta famoso, después de haber ido a la Sexta Noche para hablar precisamente de los valores de la escuela del club?

Fue una experiencia muy divertida y muy chula. Me tocó a mí porque soy el que dirige la escuela, pero cualquiera podría haber ido, desde cualquier entrenador o directivo, porque tenemos todos conociendo  de lo que hacemos, y  cualquiera podría haberlo explicado.. Fue un pequeño reconocimiento a nuestro trabajo. Se valora porque no vas todos los días a la tele. Te llena de orgullo, pero no podemos quedarnos en “qué bien que hemos salido en la tele”. Está bien que hayamos salido en la tele y sobre todo para felicitarnos por nuestro trabajo, pero que no quede ahí. Vamos a seguir esforzándonos por hacerlo mejor, por trabajo mucho y bien, y sobre todo  por hacer felices a los niños que al fin y al cabo es lo más importante. 

Universidad Camilo José Cela Afar4 Burger King Coca-Cola Gestijoma
Giordano Gran Plaza 2 Halcón Viajes Khalifa Capital E-Leclerc Majadahonda
Remax Renault Universidad Francisco de Vitoria Vitaldent
Universidad Camilo José Cela Afar4 Burger King Coca-Cola
Gestijoma Giordano Gran Plaza 2 Halcón Viajes
Khalifa Capital E-Leclerc Majadahonda Remax Renault
Universidad Francisco de Vitoria Vitaldent
Universidad Camilo José Cela Afar4 Burger King
Coca-Cola Gestijoma Giordano
Gran Plaza 2 Halcón Viajes Khalifa Capital
E-Leclerc Majadahonda Remax Renault
Universidad Francisco de Vitoria Vitaldent